jueves, 21 de febrero de 2008

Viejos



He estado comiendo con un grupo grande de amigas y hemos hablado de todos los logros de sus hijos; luego me ha llamado otra para decirme que no podía venir a la reunión porque tenía que dar de comer a su nieto; en el trabajo,cuando viene una persona mayor siempre me dice:"a ver si me da suerte y puedo ayudar a mi hijo a pagar la hipoteca".


Yo, que me he pasado más de la mitad de la vida criando hijos, ahora que los tengo criados, he descubierto que existe otra vida donde uno se sienta a ver una pelicula y la ve entera sin levantarse 20 veces a llevar agua a uno o consolar a otro, donde se tumba uno a tomar el sol y no tiene que pasarse la mañana en la playa contando bañadores rojos o ducharse tranquilamente sin testigos, etc..... y me apetece.


Quisiera ser para mis hijos esa persona que siempre está ahí, con la que se puede contar cuando hace falta; rezo para que esten sanos y consigan todo lo que se propongan. Adoro a mis nietos y me gusta charlar y jugar con ellos; pero no quiero vivir la vida de nadie, quiero vivir la mía ¿seré una desclasada?


Nota:Lo de la moto es porque es la moto de la que siempre estuve enamorada y ¿quien sabe? a lo mejor un día la tengo.


10 comentarios:

Hilda dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Hilda dijo...

¡Hola María Jesús! ¡solo vine a decirte mil gracias por tu visita! Yo también te conozco por tus comentarios en otros blogs. De hecho hace unas semanas pasé por el tuyo y dejé comentarios en dos chistes, ignoro si los recibiste.

Tienes un blog muy lindo y me he divertido mucho con los chistes y videos que has puesto.

Saludos desde México y sé bienvenida a mi espacio cuando gustes. Hilda

p.d. tuve una falta de orrografía y anulé el otro, je je

icue dijo...

Maria Jesus.
Tu como madre de familia y yo como padre de lo mismo,(tengo 6 hijos 3+3)bien sabemos lo que es la preocupación por sacarlos adelante.
Hemos luchado mucho mi mujer y yo, por darles una formación integral, no solo intelectual sino tambien espiritual, creo que nos ha salido muy bien, y doy gracias a Dios.
Enhorabuena por tu familia.
Saludos

María dijo...

orgullosa tienes que estar de haber sacado adelante a la familia! enhorabuena. Seguro que tus hijos cuentan contigo!

j.a.varela dijo...

Notable María Jesús. Nosotros también contábamos cabecitas en la playa!

Saludos desde Montevideo.

Juan

Fran dijo...

Yo tambien cuento bañadores aunque solo tres. Pero que ahogo me entra cuando solo veo dos.
Y lo de la moto también me pasa . Para colmo tengo una tienda con las Harley cerca de casa y se me van los ojos. Me tengo que enterar si las alquilan y un dia me visto de negro con botas, pañuelo a la frente y me doy el gustazo. Bueno, por imaginar... ¿no?

(sin número) dijo...

de desclasada nada, que ya tiene uno bastante con la propia y con lo que le viene sin más remedio de fuera...

Un saludo,MaríaJesús

Laurita dijo...

¿Desclasada? De eso nada. Si Dios nos da una vida a cada uno es para que la vivamos y no para otra cosa. Conozco mucha gente que ha vivido sólo única y exclusivamente para los demás y al final se han convertido en seres frustrados, profesionales del reproche, que ya no saben establecer el límite entre su vida y la de los demás y oscilan de una a otra como el perro del hortelano: ni viven ni dejan vivir. Hay muy pocas excepciones a esta regla, pero Madre Teresa de Calcuta creo que sólo hay una.

Besos, cielo

Nodisparenalpianista dijo...

Espero que te regalen tu moto. La de dos ruedas.
La de toneladas de cariño parece que ya la tienes!

Marta Salazar dijo...

una moto!!!

yo también quiero una!!!

en lo que me topo es en el mal tiempo que hay en Alemania, seguro que me daría una sinusitis de esas terribles, pero me muero de ganas de tener una!!!

buenísimo tu post! gracias por tu blog!